Las gestantes del Hospital Universitario Reina Sofía son atendidas por matronas desde su ingreso y hasta el parto

Se trata de una de las principales mejoras de la nueva reorganización del área de hospitalización de la mujer que también permite que las embarazadas permanezcan en su habitación durante todo el proceso de dilatación

Las mujeres que a partir de hoy den a luz en el Hospital Universitario Reina Sofía se van a beneficiar de las mejoras que permiten la nueva reordenación del área de atención a las gestantes del complejo sanitario. Entre las principales ventajas destaca que el proceso de dilatación se pueda controlar desde la propia habitación sin necesidad de traslado y que una matrona se ocupe de la atención de la paciente hasta que concluya el parto.

Estas mejoras son fruto de las reformas acometidas durante los últimos cuatro meses en el Hospital Maternal, que han supuesto una inversión de 116.000 euros en obras y equipamiento, enmarcado en el Proyecto de Humanización a la Atención Perinatal de la Consejería de Salud. Estas mejoras se han llevado a cabo a petición del colectivo andaluz de matronas Marea Rosa (que reivindica la participación activa de las matronas en los programas de atención a la mujer en todas las etapas de la vida, salud sexual y reproductiva y de salud materno-infantil) y se ha desarrollado con el consenso de las matronas y el personal de enfermería del hospital.

La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, Marí Ángeles Luna, que ha visitado recientemente las nuevas instalaciones antes de su entrada en funcionamiento, ha señalado que “se ha dado un paso de gigante, ya que todas las gestantes son atendidas desde hoy en la tercera planta desde su ingreso y hasta que den a luz por enfermeras especialistas en obstetricia y ginecología. Además, esta reforma no sólo permite mayor confort, sino que también aporta más seguridad a las gestantes al ubicarse en el mismo área los quirófanos, las salas de parto, las habitaciones de las mujeres y los especialistas (tanto personal médico como de enfermería)”.

Durante su recorrido por el nuevo espacio, la delegada ha estado acompañada, entre otros responsables sanitarios, por la directora gerente del hospital, Marina Álvarez y la directora de enfermería, Pilar Pedraza. Por su parte, el supervisor responsable de partos, el matrón Rafael Garzón, que se ha encargado de guiar la visita, explica que con las nuevas actuaciones “hemos conseguido que una enfermera especialista atienda a la mujer desde su ingreso en la tercera planta, controle el periodo de dilatación y la asista en el parto, con lo que avanzamos de manera muy importante en la humanización de este proceso”.

Otra de las ventajas que se deriva de este cambio, prosigue el matrón, es que al no tener que desplazar para la monitorización, la mujer podrá estar acompañada en todo momento por su familiar. “Hemos adquirido ocho equipos de monitorización materno-fetal, que se ubican en cada una de las habitaciones y, además, desde el control de enfermería se pueden visionar, a través de dos pantallas, las gráficas de las mujeres monitorizadas en su habitación sin necesidad de molestarla”, concluye Rafael Garzón.

Antes del cambio, las gestantes debían acudir a la sala de monitorización para su control y volver a su habitación en otra planta hasta que llegaba el momento del parto. Con la reforma, la tercera planta del Hospital Maternal se reserva para las gestantes hasta que dan a luz, la cuarta planta para las puérperas (que acaban de dar a luz, en un espacio apropiado para el descanso) y la quinta para mujeres ingresadas por otros problemas ginecológicos.

Finalmente, facilitar la participación de las mujeres y sus parejas o familiares en todo el proceso de embarazo, parto y puerperio, favorecer la no interrupción del contacto físico de los recién nacidos con sus madres a lo largo de todas las fases de atención, promocionar actividades que ayuden a impulsar la alimentación natural con leche materna desde el mismo momento del parto son algunas de las directrices que marca el Proyecto de Humanización a la Atención Perinatal puesto en marcha por la Consejería de Salud.