1.000 seguimientos de pacientes frágiles

Además del Plan de Atención Sanitaria en Verano, la Consejería de Salud activa como cada verano, el Plan Andaluz de Prevención de los Efectos de las Temperaturas Excesivas sobre la Salud, especialmente entre la población más vulnerable. Este plan de prevención se pone en marcha cada año ante la llegada del periodo estival y del calor y tiene como finalidad minimizar las consecuencias que el calor pueda tener sobre los colectivos más vulnerables, como son las personas mayores, pacientes crónicos, personas con trastorno mental grave, menores de 4 años (especialmente lactantes) y personas que trabajan expuestas al sol, así como recordar aquellos consejos de carácter general que contribuyen a convivir de una forma más saludable con las altas temperaturas propias de esta época.

En este sentido, como cada año a través de Salud Responde, se hará seguimiento telefónico a estas personas (1.099 personas durante el pasado año). En Córdoba, la cifra de personas que se incluyen en esta vigilancia oscila entre las 800 y 1.100 personas. Además, desde el Servicio de Teleasistencia se recibieron el pasado año 2.092 llamadas de cordobeses para resolver dudas y se realizaron 21.595 llamadas de control y seguimiento de los usuarios.

Hasta el momento, 257.000 cordobeses ya se han descargado gratuitamente la App Salud Responde, que ofrece información actualizada sobre los niveles de alerta sanitaria ante las altas temperaturas.