Modelo precursor de alta resolución en la provincia

El hospital pontano fue el primer centro hospitalario de alta resolución de la provincia, su modelo está articulado para evitar, en la medida de lo posible, largos ingresos hospitalarios. De esta forma, además de reducirse la posibilidad de contraer infecciones dentro del hospital, se reduce la ansiedad del paciente al encontrarse en un entorno medicalizado y se le facilita una incorporación más rápida a su rutina diaria. Así mismo, la cirugía ambulatoria, otro de los pilares de la alta resolución, emplea las técnicas y tecnologías más avanzadas y menos invasivas para acortar el tiempo de recuperación en el postoperatorio y facilitar al paciente una incorporación más rápida a su vida cotidiana.

En palabras del director del centro, Francisco Moreno: “Estos años han sido un reflejo de una apuesta sanitaria por acercar a la población periférica la atención especializada, un empeño por parte de administración -secundado por el convencimiento de los profesionales que han dado vida al modelo- en resolver de manera más rápida los problemas de salud de los pacientes, evitando desplazamientos, reduciendo incertidumbre, garantizando la atención integral y continuada y favoreciendo una pronta recuperación. Todo esto ha supuesto para la ciudadanía de Puente Genil contar un hospital de estas características”.

Principales hitos en estos 10 años

El Hospital de Alta Resolución de Puente Genil fue el primer hospital andaluz en lograr, en febrero de 2015, el nivel de acreditación óptimo que concede la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía, para lo que tuvo que superar 243 de los 280 estándares que se auditaban en el exhaustivo proceso de acreditación. Entre las fortalezas que se recogen en el informe de certificación destacan aspectos clave como la continuidad asistencial, la mejora continua, la formación, la estrecha colaboración con el tejido asociativo de la zona en materia de participación ciudadana, los planes de promoción y prevención de la salud o la seguridad del paciente, entre otros.

El centro cuenta con la certificación como centro mentor en Prácticas Seguras en Cirugía, tiene los distintivos de Hospital Contra el Dolor Perioperatorio y en Urgencias, así como el de ‘Manos seguras’, concedidos por el Observatorio para la Seguridad del Paciente. Dispone también de la acreditación bronce de la Red Andaluza de Hospitales Libres de Humo y de la certificación AENOR en materia medioambiental.

Destacan especialmente como hitos en esta primera década la patente ‘Oleicopiel’ desarrollada por un equipo de tres enfermeros investigadores del hospital que dio lugar a un producto, basado en el aceite de oliva virgen, eficaz en el tratamiento de las úlceras por presión, así como los premios y distinciones cosechados por el centro hospitalario, a nivel autonómico y nacional, gracias a la atención integral a la violencia de género y el maltrato infantil, mediante la coordinación interinstitucional de los distintos sectores implicados en esta materia (administración Local, organismos autonómicos, organizaciones de la Sociedad Civil y de mujeres, administración de Justicia, sistema educativo, fuerzas y cuerpos de Seguridad, Servicios Sociales, recursos específicos en violencia de género para la atención a las mujeres y organismos de Igualdad).

Al hilo de ello, cabe resaltar que profesionales de enfermería del hospital pontano han sido invitados este lunes a contar su experiencia en la atención al maltrato dentro del VII Congreso para el Estudio de la Violencia contra las Mujeres, organizado por la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales. Concretamente, Raúl Pérez supervisor de Urgencias y Hospitalización ha sido uno de los ponentes en la mesa ‘Primera entrevista con la mujer víctima de malos tratos’, donde ha explicado cómo se lleva a cabo esta entrevista en el Hospital de Puente Genil y el abordaje de este tipo de casos desde Urgencias. Aprovechando el foro, se han compartido también los circuitos de coordinación intersectorial que se siguen en el centro y las buenas prácticas por las que fue distinguido el hospital, el pasado mes de junio, por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad dentro de la estrategia de ‘Actuaciones sanitarias para la prevención y detección precoz de la violencia de género’.

El Hospital de Puente Genil cuenta con 21 consultas externas, 2 quirófanos, 14 habitaciones individuales con capacidad para 24 camas, 2 puestos de observación y 5 boxes de exploración para adultos y niños, laboratorio, gimnasio de rehabilitación y fisioterapia, farmacia hospitalaria y sala de endoscopias. Asimismo, cuenta con cuatro ecógrafos, dos aparatos de radiología convencional, ecocardiógrafo, TAC, mamógrafo, telemando y arco quirúrgico.

En los diez años que lleva operativo este hospital, se ha producido un incremento de su producción científica. En este sentido, en 2015 sus profesionales asistieron a 12 congresos nacionales, se han publicado dos artículos de investigación y han participado en la redacción de 25 capítulos de libros.